sábado, 21 de abril de 2012

ISLANDIA PERDONA LA DEUDA HIPOTECARIA A SU POBLACION, ASÍ SE SALE DE LA CRISIS



El gobierno de ISLANDIA perdonó la deuda hipotecaria a parte de su población. Esta nación optó por un camino muy distinto al que se sigue en Europa para superar la crisis [económica]: decidió escuchar las solicitudes de la población y sentar en el banquillo de los acusados a políticos y banqueros tres años después de ser rescatada por el FMI (Fondo Monetario Internacional).

El gobierno de Islandia anunció que la mayoría de las deudas hipotecarias de la población quedaron perdonadas como respuesta a las exigencias de los ciudadanos.



En este breve vídeo comunicado, TeleSur explica que los Islandeses han solucionado la crisis económica rápidamente. ¿Cómo? Metiendo en la cárcel a quienes la han creado deliberada y fraudulentamente en primer lugar: los banqueros y los políticos corruptos.

El vídeo también implica que los Islandeses deben ser la gente más inteligente del mundo porque son los primeros que se han dado cuenta de cuál es la causa raíz del problema y la han solucionado de raíz.

¡ Islandia YA NO TIENE CRISIS ECONÓMICA !


¡ Que cunda su ejemplo en el resto de los países del mundo !





¿Y cuál es la causa raíz del problema?

Es evidente que hay un grupo de mafiosos llamados “la élite” (o el gobierno en la sombra, banqueros internacionales, Club Bilderberg, sociedades secretas, illuminati, masonería, etc.) que se han infiltrado en los principales gobiernos democráticos y demás instituciones de poder (en USA y Europa principalmente) y ellos son los que han causado deliberada y artificialmente esta crisis económica.

Bueno, ese es el 50% del problema. El otro 50% es que hay una parte de la población desinformada y dormida que tolera (por activa o por pasiva) lo que pasa.

Si el grueso de la población despertase y actuase responsablemente, la élite no podría seguir engañándonos y maltratándonos como hasta ahora. Por tanto, la sociedad también tiene parte de responsabilidad en esta situación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada